LA HUMILDAD

personnes-humbles

 

                                                              LA HUMILDAD

 

A mis Padres

 

  “La humildad permite silenciar nuestras virtudes, permitiendo que los demás descubran las suyas”.

                                                                                CLAY NEWMAN.

La humildad está relacionada con la aceptación de nuestros defectos, debilidades y limitaciones.

Cuando nos disponemos a entendernos a nosotros mismos, sabemos que no somos lo que pensamos, hacemos o sentimos. Mucho menos lo que poseemos o logramos.

Una de las 24 fortalezas de la Psicología Positiva es la Humildad. Las personas humildes no necesitan llamar la atención o alardear sobre supuestos logros de sus vidas, simplememte dejan que los hechos hablen por sí solos. Normalmente estas personas tienen asumido de que nadie es mejor ni peor, siendo una característica buscar el beneficio de las partes involucradas en una situación.

Cristopher Peterson y Martín Seligman nos dicen: Las personas humildes no les importa dominar ni impresionar a otros, como tampoco sacar beneficio de ellos.

Humildad, se refiere a la estimación precisa de logros, talentos, mérito de uno, dejando que los méritos hablen por sí mismos ante los demás. La Humildad se extiende a otros temas, como sencillez en la conducta social en la forma de vestir. Implica hacer poco foco sobre el YO, tener capacidad de olvidarse de sí mismo. Las personas humildes son las que contribuyen con nuestro mundo. Las personas con esta fortaleza está abierta a consejos,ideas nuevas e información.

Para la Psicología Positiva, la humildad es una cualidad, que junto a la prudencia, la modestia, la autoregulación y el perdón forman parte de la virtud de la templanza.

FUNDAMENTOS

En todos los ámbitos del conocimiento humano como ética, teología o antropología uno de las definiciones más exacta podría ser la de Santa Teresa de Jesús, para quién la humildad es la Verdad.

La humildad son la verdad y la justicia. Así dice San Bernardo: Con un conocimiento verdadero de sí, el hombre se desprecia a sí mismo.

Pero la humildad no viene a negar cualidades verdaderas, sino practicar los talentos. La Humildad remueve todo impedimento de acercarnos al creador. Estos impedimentos son: la soberbia y la vanagloria nos dice Santo Tomás.

POTENCIANDO LA HUMILDAD

EL ÁMBITO IDONEO PARA INCULCAR LA HUMILDAD ES LA FAMILIA Y EL MOMENTO ES EN LA INFANCIA. COMO CUALQUIER VIRTUD SE TRANSMITE A TRAVÉS  DEL EJEMPLO DE LOS PADRES.

La humildad se puede potenciar cuando dejamos de lado la necesidad imperiosa de tener siempre a razón y nos mostramos receptivos a los demás. Aprendiendo a evaluarnos en su justa manera. Ayudando a otras personas. Cuando en vez de autoengañarnos ponemos toda nuestra atención a mejorarnos nosotros mismos.  Cuando valoramos la ayuda que otros nos dan.

CUANDO SOMOS JUSTOS.

 

Alejandrina Acosta Jaspe.

 

Guardar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s